Sin categoría

Lo que debes saber para hacer uso del Renting de Coches La Caixa

Durante los últimos años, el renting de coches ha venido ganando adeptos debido a las diversas ventajas que se ofrecen a los clientes al momento de adquirir un vehículo nuevo. Dicha situación ha provocado que gran número de empresas y fabricantes de coches se encuentren enfocando su actividad comercial hacia dicha modalidad de compra, y ello también incluye a los bancos. 

¿Cómo funciona el renting? 

Se trata de una modalidad de compra en donde se combinan las ventajas de un alquiler con un ‘todo incluido’ en referencia a los servicios, como por ejemplo el seguro e impuestos, y el mantenimiento del coche como tal.

Es por estas razones que muchos clientes han optado por dicha modalidad, debido a que aporta gran cantidad de ventajas que son importantes y que deben ser consideradas gracias a la tranquilidad y la comodidad de saber que se puede disfrutar de todas ellas, y que como única condición se solicita realizar el pago mensual de la cuota.

El renting de coches de La Caixa, cuenta con un funcionamiento similar a cualquier otro ofrecido por alguna compañía o marca de coches. Se encuentra dividido en seis grandes puntos que se deben considerar como ventajas de las que beneficiarse para obtener un coche de renting con dicha entidad bancaria. Son los siguientes:

Alquiler: CaixaBank bajo la gestión de Juan Antonio Alcaraz se ocupa de adquirir el coche que ha sido seleccionado por el cliente (modelo, versión y posibles adaptaciones) por lo que se pacta un plazo de contratación y uso (años y kilómetros anuales). Al momento de finalizar el contrato, el banco se ocupa de recoger el vehículo.

Mantenimiento: tanto el mantenimiento, como las revisiones pueden ser efectuadas en cualquier concesionario de la Red de Talleres Preferentes. Entre los costes que se encuentran incluidos dentro del contrato de renting se encuentran la ITV y el cambio de neumáticos en centros homologados.

Reparaciones: en caso de ocurrir alguna avería o incidencia (que no sean provocadas dedo a un mal uso por parte del cliente) serán solventadas en los talleres preferentes de CaixaBank.

Asistencia: para los vehículos de renting de La Caixa es prestado un servicio de asistencia en carretera durante las 24 horas del día, desde el km 0, para los casos de avería y también para los de accidente.

Seguro: los coches de renting de La Caixa ofrecen al cliente un seguro a todo riesgo sin franquicia con cobertura para cualquier conductor y sistema bonus/malus por siniestralidad.

Impuestos: en la cuota de renting se repercuten los impuestos que gravan el bien, ya sea el impuesto de matriculación o el de circulación.

Renting de coches para particulares de La Caixa

Ventajas para el cliente

  • La cuota de renting se contabiliza directamente como un gasto corriente, evitando diversos asientos contables. Además, se integra en un pago mensual los diferentes servicios que de otra forma deberían contratarse por separado.
  • Permite la utilización del bien sin tener que realizar desembolsos por su compra. No se computa como endeudamiento y, por tanto, no reduce la capacidad de crédito, y se tiene conocimiento, a priori, de todos los costes del renting.
  • Para las empresas y los profesionales liberales cuyo bien esté destinado a la actividad profesional, la cuota de renting es un gasto deducible. Asimismo, el IVA de la cuota es compensable hasta el total.

Reduce los costes internos y el tiempo de gestión del vehículo cediéndole a especialistas. Elimina pérdidas de valor en la venta del vehículo usado. Cualquier persona puede utilizar el coche de renting y permite disponer del vehículo en condiciones de uso perfectas, sin coste adicional.